La OCAD es un órgano colegiado técnico con el fin de distribuir los recursos de regalías según una lista de prioridades en materia de inversión determinadas en diversos sectores. En Corrupción al Día presentamos varios informes sobre la presidencia en este ente por cuatro periodos consecutivos del saliente gobernador de Bolívar, Dumek Turbay y los probables casos de corrupción en el manejo de estos recursos.

En la estructura de administración del OCAD caribe (hay varios según sectores geográficos en el país) se encuentran en su rol de “dueños del balón”, los gobernadores, algunos alcaldes de municipios según rango y congresistas que en el caso regional Caribe es cubierto por el senador José David Name Cardozo dentro de su periodo constitucional del Senado de la República 2018 – 2022. Fue designado por la mesa Directiva de dicha Corporación como su Representante ante el Órgano Colegiado de Administración y Decisión Regional –OCAD – Región del Caribe.

Pues bien, fue el senador Name quien denunció a través de medios de comunicación y al Procurador General de la Nación un negociado ad-portas entre el Gobernador de Bolívar Dumek Turbay y la Gobernadora del Magdalena Rosa Cotes fundamentado en un contrato de dragado en la ciénaga grande.

La alarma del senador Name

Se alarma el citado senador que se hayan hecho convocatorias para aprobar estos proyectos sin los correspondientes estudios y que las reuniones para estos efectos se realicen el 27 y el 31 de diciembre, justo un día antes que termine su periodo los gobernadores involucrados. Name se muestra “extrañado” de la ocurrencia de estos hechos:

Con mucha extrañeza y preocupación he recibido estas convocatorias de última hora para participar en sesiones del OCAD, en las que se buscan aprobar vigencias futuras de ejecución de importantes proyectos ambientales para el Magdalena, bienes y servicios que no serán entregados hasta el 2021 y 2022, así como el cambio de ejecutor del proyecto de ampliación a doble calzada del sector del nuevo Puente Pumarejo, proyectos a largo plazo que sin duda alguna requieren la atención y el tiempo de estudio adecuados.

Publicidad

El senador Name analiza las propuestas presentadas y muestra un análisis de técnicas y costos de ejecución. Uno de ellos es la restauración hidráulica y ambiental de tributarios del sector occidental de la Ciénaga Grande de Santa Marta por un valor de $43.148.348.688,00.

El proyecto pretende dentro de sus actividades remover 1.474.183,68 m3 de sedimentos por medio de dragado mecánico y 438.123,15 m3 por medio de dragado hidráulico. También obras para el control de niveles de los caños El Burro y El Salado contemplando actividades de dragados mecánicos de sedimentos mediante el uso de excavadora anfibia de brazo largo y explanación lateral del material sobrante del dragado, incluyendo sedimentos y material topográfico por un valor de $25.520.529.791,00, que corresponde al sesenta por ciento (60%) del valor de la inversión.

Comparación de costos de dragado

Lugar Valor m3 de dragado Dificultad de dragado
Canal del Acceso al puerto de Barranquilla $12.000,00 Alta
Ciénaga Grande de Santa Marta $17.311,63 Mínima

 

El senador Name presenta el valor del dragado por metro cúbico $17.311,63 “que se considera costoso, toda vez que comparado con el valor de metro cúbico, una zona cercana como lo es el Canal de Acceso al Puerto de Barranquilla, que es de $12.000,00, superándolo en un cuarenta y cuatro por ciento (44%); sin perder de vista que este último incluye el transporte a mar abierto en la zona indicada, mientras que el del proyecto no incluye el transporte”.

Esa advertencia la hace Name Cardozo, al cual le agregaríamos de nuestra cosecha que el llamado Cartel del Lodo que se encarga de los “lobbys” y contratos de dragado en el canal de acceso al puerto de Barranquilla, promueve sobrecostos dentro de sus actividades. Así que la desmesura del aumento en estas obras hidráulicas en la Ciénaga Grande debe ser mucho mayor que el 44% mencionado.

Sigamos con la descripción de las obras denunciadas. Otra de ellas es la realización del dragado hidráulico de sedimentos mediante el uso de sistema “Jet Spary” o “Rainbow”, por un valor de $8.672.150.485,00. Tal cantidad corresponde a veinte por ciento (20%) del valor de la inversión y nuevamente el senador Name expone el valor del metro cúbico en $19.793,87, considerándolo “que también se considera costoso comparado con los costos del dragado del Canal de Acceso al Puerto de Barranquilla al cual supera en un setenta por ciento (70%); sin perder de vista que este último NO incluye el transporte mientras que el valor referente si lo incluye”.

Nuevamente acotamos que en las obras del canal de acceso al puerto de Barranquilla se presentan sobrecostos, tal como recientemente lo expresó en varios foros la Ministra de Obras Ángela Orozco, así que los aumentos deber tener un porcentaje superior del 70%.

Concluye el senador Name que sumando las dos actividades “corresponden al 80% de la inversión con sobrecostos, lo que se considera un proyecto NO pertinente que se apruebe y realice su ejecución, hasta no tanto se revisen los precios por parte del DNP y Minambiente que dieron su viabilidad técnica favorable”.

Reiteramos que estos sobrecostos deben pasar la barrera del 90%

Reiteramos que estos sobrecostos deben pasar la barrera del 90% lo cual, dicho en palabras llanas y sencillas, esta inversión será un regalo para los contratistas involucrados que, según señala el mismo senador Name, ya se encuentra previamente escogido.

Ni que fueran bobos para no hacerlo así, pues con los sobrecostos es un hombre de paja cuya función allí será poner la cara y el nombre. Pero ahí, en este raponazo a los recursos de OCAD, no acaba la historia, pues se meten a intervenir sin mayores soportes técnicos ni estudios en una zona declarada Ramsar, con los consecuentes compromisos internacionales que se derivan del registro de Montreux. Las obras propuestas, igual que todo lo que se ha hecho en la isla de Salamanca y en la Ciénaga Grand, van en contravía del complejo de humedales, del flujo de aguas y el bosque de manglar del delta, requiriéndose conectividad hidrológica y sumo cuidado para no cometer desastres ecológicos costosos.

No solamente estamos frente a un acto de corrupción administrativa en detrimento de los recursos del OCAD sino en un posible atentado ambiental. Nada raro ni curioso que el corolario de este desastre anunciado sea el envió de una carta del senador José David Name el 26 de diciembre de 2019 al Procurador Fernando Carrillo en donde le señala que “resulta cuestionable que en medio de las fiestas de fin de año y a un día de la posesión de los nuevos alcaldes y gobernadores se convoque a una sesión cuyo único fin pareciera dejar hipotecada nuestra región”.

Nada menos por ahí va la cosa. Acto seguido; en la misma carta, Name le pide al procurador “solicitar su intervención para que las sesiones convocadas para los días 27 y 31 de diciembre de 2019 sean aplazadas para fechas posteriores a los alcaldes y gobernadores electos, de tal forma que los funcionarios públicos miembros del OCAD Caribe no comprometan recursos sin la aquiescencia de quienes liderarán el desarrollo de su territorios por un valor de $83.957.271.442.00 en los cuales, entre otros hallazgos, se evidencian sobrecostos de más del 80% de sus actividades, particularmente de los dragados”.

El procurador parece que percibió los mismos fétidos olores a corrupción que el senador Name. Ante su perentorio llamado en donde le dice; palabras claras, que dos políticos que van a salir de sus cargos se inventaron un contrato para robarse el 80% del pago y el restante en el montaje del correspondiente muñeco escenográfico, colocó a la subordinada Liliana Caballero, Procuradora delegada para la vigilancia preventiva de la función pública, a que le enviara una ambigua carta al flamante Presidente de la OCAD Caribe, el gobernador Dumek Turbay.

Allí le dice que la procuraduría ha recibido una carta denuncia del senador José David Name relacionada con observaciones a proyectos ambientales para ser ejecutados en el departamento del Magdalena en las sesiones convocadas del 27 y 31 de diciembre de 2019. La procuradora Caballero solicita a Dumek Turbay que en su “calidad de presidente del OCAD-Región Caribe se pronuncie respecto a las observaciones efectuadas por el congresista, enviando una comunicación a este despacho a más tardar el día 30 de diciembre de 2019, así mismo que remitir copia de las actas que se elaboren en las sesiones del 27 y 31 de diciembre del corriente una vez se realicen”.

Esa es la medula de advertencia de la carta de la Procuraduría que después se despacha en una elucubración pertinente sobre la actuación preventiva que explica, para que no queden dudas sobre su posición legal, que no se trata en modo alguno en “coadministrar o injerencia en decisiones administrativas, financieras, técnicas o jurídicas de las entidades públicas o de los particulares que ejercen funciones públicas”. Remata que esta actuación preventiva integral “no puede constituir prejuzgamiento, en tal sentido, las recomendaciones u observaciones que se presenten en desarrollo de esta deben fundamentarse en argumentos legales, jurisprudenciales o doctrinales, sin valoraciones subjetivas, ni incriminaciones respecto a la conducta de los servidores públicos o particulares involucrados”.

Eso dice la procuradora Liliana Caballero en tono de excusa para que promover el marco legal de su actuación administrativa, taimada, escrupulosa para que no piense el funcionario advertido – Dumek Turbay- que lo que hace es sospechoso a un día de dejar el cargo de gobernador y presidente de la OCAD Caribe, ni mucho menos se refiere a los concretos señalamientos del senador Name en el sentido que se trata de un negociado para embolsillarse el 80% de un presupuesto de obra que equivale a la nada despreciable suma de $66.000 millones de pesos de un total de $83.000 millones.

Habrá que esperar si Dumek Turbay y Rosa Cotes se salen con la suya contra todo pronóstico y advertencia o si el senador Name les dañó el remate multimillonario de salida de sus mandatos respectivos como gobernadores de Bolívar y Magdalena.

¿Te gustó el articulo? Tomate un momento para apoyar la lucha contra la corrupción en Patreon.
Publicidad ver mapa

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.