La emisora Blu Radio reveló la carta de 5 páginas que la fiscal encargada desde hace 3 años del caso Odebrecht, Amparo Cerón, le envió al fiscal general de la Nación, Francisco Barbosa, donde expresa su molestia y sorpresa por su retiro de las investigaciones que adelanta ese organismo por el connotado caso de corrupción de Odebrecht en Colombia.

La carta arranca diciendo que este martes 3 de marzo recibió la notificación de que había sido apartada del proceso Odebrecht, justo un día después de comunicar a la vicefiscal, Martha Marcera, nuevas e importantes decisiones en el caso.

“Recibí notificación de la resolución 00350, por medio de la cual se varía la asignación de unas investigaciones y se asigna especialmente su conocimiento a un fiscal delegado ante la Corte, suscrita (la resolución) por usted como fiscal general de la Nación. Me refiero al caso Odebrecht. Toda vez que en ningún momento me había sido expresada la decisión de apartarme del caso horas después de haber realizado una reunión que había solicitado de manera urgente con la señora vicefiscal general de la nación, en punto de socializar pormenores de actividades investigativas concernientes a este caso de connotación”, dice el documento.

Y advierte que “Ahora, como fiscal destacada para adelantar una investigación con las magnitudes que ha tenido el caso Odebrecht, en el mes de octubre del 2018 fui víctima de un atentado contra mi vida en la ciudad de Valparaíso, Chile, a través de un supuesto accidente vial que me tuvo en el hospital, bajo un coma inducido por un periodo de 10 días y una incapacidad cercana a los 90 días, en vísperas de lo ocurrido en el caso del señor Jorge Enrique Pizano y familia, noticias que fueron públicamente conocidos por todos los medios nacionales e internacionales, pero a la fecha, sin responsables de esos eventos son delicados”.

Y pasa de inmediato a cuestionar la decisión del Fiscal, y deja en entredicho si su retiro obedezca a las citaciones a declarar que haría a dos expresidentes y al empresario Luis Carlos Sarmiento Angulo.

Publicidad

“Aspiro que su decisión no haya sido originada por las actividades ordenadas a los investigadores del caso, puestos en conocimiento en la mañana de ayer a la vicefiscal y al coordinador de fiscales delegados ante la Corte, como lo fueron las citaciones a rendir declaración jurada es expresidentes Andrés Pastrana y Álvaro Uribe Vélez, teniendo en cuenta que son quienes denuncian aportes a la campaña política del expresidente Juan Manuel Santos, en la carta que ha sido de público conocimiento”, dice.

“Personas que, por haber anoticiado y alertado la justicia sobre los hechos de corrupción relacionados con la campaña política, son testigos excepcionales y cercanos a la investigación para que en aras de un eventual juicio sus relatos, su denuncia y su conocimiento sean puestos en contexto en un eventual juicio oral y público ante un juez competente, con el único objetivo de lograr las sentencias condenatorias que se planeaba conseguir desde el inicio de la investigación. Eran testigos de la Fiscalía que dieron origen a las indagaciones de rigor en materia penal”, agrega la carta.

“Dichas diligencias son necesarias en un caso que ha sido promovido por dos expresidentes de reconocida trayectoria en el país, el no invitarlos a dar las ampliaciones de los hechos por ellos denunciados, causa la única sensación de que en la Fiscalía se está tratando de manipular una investigación para no destapar hechos verdaderamente corruptos como lo pusieron en conocimiento estos respetados personajes de la vida pública del país. De no hacerlo constituye una grave omisión al deber legal”, asevera.

Y afirma que “los temas que el grupo delitos transnacionales había previsto poner en su conocimiento en la reunión que con urgencia se solicitó a su despacho, sin respuesta alguna”.

“Hago este señalamiento porque en varias oportunidades se me comunicó el retiro de un vehículo asignado para mis desplazamientos en la ciudad”, agrega.

“Al mismo tiempo quiero manifestarle que, como consecuencia de las solicitudes para realizar una reunión directamente con usted, se me indicó enviar un informe en sobre cerrado que pudiera contener el transcurrir del proceso, supuse que los aspectos relacionados con dicho informe, los íbamos a poder abordar directamente con usted en la reunión tantas veces solicitada, pues una información sobre un papel requiere la explicación clara por el fiscal que tiene el conocimiento de los avances, decisiones, proyecciones y resultados logrados”, manifiesta la funcionaria judicial.

“De esa manera hubiéramos podido conocer cuáles serían los nuevos criterios y políticas institucionales que se debían adoptar dentro del plan estratégico de fijación de metas del caso, bajo su dirección y las personas que acompañan la labor a nivel de su despacho. Entiendo que los cambios generan diferencias de criterio es absolutamente respetables y necesarios para llegar a un acuerdo laboral y legal debidamente coordinado, con miras a preservar el servicio a la justicia que, en últimas, es la misión de la Fiscalía”, dice.

Finalmente, Cerón le ofrece sus disculpas al fiscal si la carta le causa molestia, pero asegura que no puede evitar la comunicación teniendo en cuenta que ha estado 32 años en la Fiscalía.

“Le ofrezco disculpas por la molestia que esta comunicación le pueda generar, pero mi formación familiar, académica y humana me obligan a transmitirle directamente el sentimiento y la molestia que su decisión ha causado en el servicio de una funcionaria con una trayectoria de más de 32 años en la justicia, a quien en el tiempo mencionado, se le ha encargado asuntos de gran trascendencia nacional, desde mi paso por la entonces Unidad Nacional de Derechos Humanos, de la que usted efímeramente formó parte”, añade el documento.

Y afirma que  “En dicha unidad, encargada de investigar hechos por graves violaciones a los derechos humanos fui, precisamente por mi ejercicio laboral, víctima de persecución a nivel de amenazas en contra de mi vida, consecuencia de ello, la Comisión Interamericana de Derechos Humanos ordenó medidas cautelares en busca de salvaguardar mi vida”.

“Traté de agotar todas las vías institucionales para lograr comunicar detalles y decisiones necesarias para adelantar el caso que estaba bajo mi dirección, pero nunca tuve respuesta para lograr una interlocución institucional directa con usted, como lo requiere un asunto donde están involucrados personajes de la vía pública y política del país, así como extranjeros. Corrupción transnacional”, indica la carta.

Por último advierte que “Los casos asumidos bajo mi competencia han obtenido los resultados requeridos a nivel investigativo, como a nivel institucional nacional e internacional, razón por la cual me sorprende la decisión tomada por usted. Le recuerdo que existen líneas investigativas relacionadas con ese asunto, que se adelantan en otros despachos sin resultados que yo conozca”.

¿Te gustó el articulo? Tomate un momento para apoyar la lucha contra la corrupción en Patreon.
Publicidad ver mapa

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.