Finagro promovió otro corrupto ‘Agro Ingreso Seguro’ en tiempos de pandemia

0
1651

Cerca del 90 por ciento de los recursos de crédito otorgados por Finagro para garantizar la producción agraria y la sostenibilidad alimentaria durante esta época de pandemia, es decir $213 mil millones de pesos, fueron destinados a grandes comercializadores y agroindustriales, concentrándose en manos de beneficiarios que los están utilizando en actividades no productivas.

Así lo evidenció la Contraloría General de la República, a través de su delegada para el sector agropecuario, al examinar detalladamente el comportamiento de las colocaciones hechas por Finagro dentro de la Línea de Crédito Colombia Agro Produce.

En un análisis sobre el tema, el equipo de trabajo de la Contraloría Delegada para el Sector Agropecuario encontró que de los $226.000 millones de pesos colocados hasta el 8 de abril, $213.566 millones de pesos han ido a grandes comercializadores y agroindustriales, $8.300 millones de pesos para medianos, y sólo $4.200 millones de pesos para pequeños productores.

El informe detalla que de los $226 mil millones de pesos, $196.133 millones de pesos se colocaron por rubros de comercialización y/o transformación, costos operativos y anticipos.

“(Los recursos) se colocan -explica el documento- sin controlar la afectación por la emergencia y su destinación, de tal manera que no surte efecto lo dispuesto por la CNCA (Comisión Nacional de Crédito Agropecuario) y la Circular 11 de Finagro, que estableció que los grandes clientes no pueden acceder a la línea para comercialización”.

Publicidad

“A la fecha la línea no les está llegando a los productores agropecuarios, sino a grandes agroindustriales, comercializadores y prestadores de servicios”; explican los investigadores de la CGR.

De acuerdo con la normatividad de emergencia, esta línea de crédito debería estar focalizada en actividades de producción de alimentos o en factores que impacten o protejan el empleo.

Los antecedentes

El pasado 27 de marzo en el marco de la emergencia Sanitaria por la pandemia del Coronavirus, la Comisión Nacional de Crédito Agropecuario que preside el Ministro Rodolfo Zea, aprobó mediante Resolución 001 del 2020 la creación de una línea especial de crédito (LEC) denominada Colombia Agro Produce con tasas, plazos y condiciones especiales.

Una medida diseñada específicamente para apoyar a los productores del campo y garantizar la cadena de producción y el abastecimiento de alimentos en todos los rincones de Colombia. Ese viernes en la noche el ministro Zea le estampó su firma a la resolución y quedó activada la línea de crédito.

En unas pocas horas, el martes 31 de marzo Finagro ya había asignado buena parte de esa línea de crédito blando.

A través de la intermediación de los bancos Colpatria, Bancolombia, Davivienda, Banco de Bogotá, Itau y el Banco de Bogotá, -entidades que se ganan el 6% en la operación con emergencia sanitaria o sin emergencia sanitaria- Finagro le otorgó créditos a grandes empresas como Avidesa Mac Pollo S.A. del empresario santanderano William Serrano catalogado como gran productor de pollo que obtuvo crédito por $10 mil millones de pesos. Avidesa de Occidente S.A. del mismo grupo obtuvo otro crédito por $10 mil millones de pesos.

La empresa Italcol también considerada como gran productor, cuyo representante legal es Juan Carlos Carbone Rodríguez se quedó con un crédito – subsidio de $8.100 millones de pesos.

ORF SA Arroz Roa FlorHuila SA es otro de las empresas grandes productoras que tomó crédito por $10 mil millones de pesos con el mencionado programa.

También figuran alimentos La Polar de Colombia SAS con un crédito por $6.519 millones de pesos; la Promotora de Café Colombia S.A con un crédito por $5 mil millones de pesos; Papeles Nacionales de Colombia con $5 mil millones de pesos; Agroindustial Molino Sonora SAS con crédito por $4.300 millones de pesos; la Federación Nacional de Arroceros $4 mil millones de pesos.

También aparecen en el listado Joli Foods SAS cuyo representante legal es una persona de nombre Sergio Espinosa Albarracín, según los registros oficiales.

Así como Ingenio Providencia S.A., Inversiones JV LTDA., Ingenio del Cauca SAS, Almagricola S.A., Impocoma SAS y la Central Lechera de Manizales con créditos entre los ($2 mil y $2.5 mil millones de pesos también provenientes de Colombia Agro Produce y asignados a la velocidad de la luz.

Parece poco probable que dichos recursos fueran destinados a pagarle a los empleados y lo más seguro es que hayan sido utilizados para pagar deudas viejas e importar alimentos pese a que en Colombia está prohibido utilizar los subsidios para ese fin.

Por eso, lo ocurrido hace recordar al ya famoso escándalo de Agro Ingreso Seguro que tiene condenado y preso al exministro de Agricultura, Andrés Felipe Arias, cuando millones de pesos que se suponía eran para pequeños agricultores y productores, terminaron en manos de grandes hacendados; en esta oportunidad con el agravante de que se trata de recursos priorizados por una emergencia mundial de pandemia.

Finagro es uno de los mayores colocadores de crédito oficial en el país y del 1 de enero al 31 de marzo de 2020, sus colocaciones en total superan los $6,1 billones, de los cuales $4,8 billones (el 78%) han sido para los grandes beneficiarios, que son personas con activos superiores a los 5.000 salarios mínimos mensuales.

Durante lo que va corrido del año Finagro ha colocado créditos en el sector agropecuario por $6.2 billones de pesos, el 78% se fue a manos de grandes productores y comercializadores, el 12% para los medianos y el 10 para pequeños productores del campo.

Los medianos productores han recibido $710 mil millones de pesos (12%), mientras que los pequeños, incluidos en esta franja aquellos cuyos activos no superan los 280 salarios mínimos, han recibido $630.000 millones de pesos (10%), suma considerada pequeña dentro de ese universo.

La respuesta de Finagro

A través de un comunicado, el Fondo para el Financiamiento del Sector Agropecuario (Finagro) presentó sus cifras de recursos de crédito otorgados en la línea especial “Colombia Agro Produce”. Esto, luego del informe de la Contraloría General de la República (CGR).

De acuerdo con el Fondo, “del total de los recursos de crédito otorgados en 2020, $252,676 millones de pesos son destinados a la Línea Especial Colombia Agro Produce. 1.182 créditos: 897 para pequeños, 208 para medianos y 77 para grandes productores”.

De otro lado, sostiene que la CNCA, estableció que “al igual que para las otras LEC, no menos del 40% del valor total de los recursos asignados para el subsidio a la tasa de interés de las líneas especiales de crédito serán destinados a pequeños productores y que, en ningún caso, podrá destinarse más del 20% de estos recursos a grandes productores”, cosa que, según el comunicado de la entidad, se está cumpliendo.

A eso, enseguida, añade: la línea Colombia Agro Produce “no incluye subsidio para la actividad de comercialización para grandes productores”. Por otro lado, al ver el manual de servicios de Finagro, es posible ver que se incorporó como actividades financiables de esta línea de crédito: “los servicios de apoyo para la producción agropecuaria, la siembra de cultivos de ciclo corto, el sostenimiento de cultivos perennes y de producción agropecuaria, la comercialización y transformación de la producción agropecuaria”.

Finagro agregó que a la fecha, “la línea Colombia Agro Produce cubrió 26 departamentos: 32% Bogotá, 13% Valle, 13% Santander, 13% Antioquia y 4% Cundinamarca principalmente, el sistema funciona por demanda”. Explicó que Bogotá registra un mayor porcentaje debido a que “muchos productores tienen como lugar de domicilio esta ciudad, pero sus inversiones están dispersas por todo el territorio nacional. Ejemplo de ello los créditos para capital de trabajo de un transformador de arroz, su domicilio principal es Bogotá pero operación tiene influencia en varias zonas del país”.

La aclaración claramente hace referencia al “desequilibrio” de cobertura que, según la CGR, ha habido en las destinaciones.

“Para monitorear el uso de los recursos del subsidio los intermediarios financieros adelantan un control de inversión sobre las operaciones financiables de la LEC Colombia Agro Produce”, agrega el comunicado. Y concluye: “Finagro aclara que llevará a cabo todas las acciones pertinentes para la adecuada administración de los recursos destinados al sector agropecuario y rural colombiano, cumpliendo con todas las normas establecidas para tal fin”.

¿Te gustó el articulo? Tomate un momento para apoyar la lucha contra la corrupción en Patreon.
Publicidad ver mapa

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.