Por: Jan Slodvak

El presidente Iván Duque, en un acto administrativo que no se encuentra contemplado en la Constitución ni en ningún estatuto legal, asimilado a su condición de nominador primigenio en la confección de la terna para Fiscal General de la Nación a la Corte Suprema de Justicia, ha presentado su propuesta para el caso del Fiscal Ad-Hoc relacionado con los negocios de la constructora brasilera Odebrecth con sus socios en Colombia en los cuales aparece implicado en calidad de sujeto interviniente –aunque en el principio lo negó de forma rotunda– el Fiscal Martínez Neira.

Los integrantes de la terna son Margarita Cabello, magistrada de la Corte Suprema de Justicia; Leonardo Espinosa Quintero, decano de la Facultad de Derecho de la Universidad Sergio Arboleda; y Clara María González, secretaria jurídica de Casa de Nariño. La última parece ser un elegante relleno, mientras que el encargado Ad-Hoc parece estar en los dos primeros, principalmente en la doctora Cabello que ya había aspirado a ese cargo en una terna propuesta por el entonces presidente Uribe en el 2009 cuando reemplazó a Virginia Uribe, quien optó por retirarse, acompañándolas en la aspiración Marco Velilla y Camilo Ospina, quien también abandonó la aspiración, para ser reemplazado por Jorge Aníbal Gómez, un ex magistrado de la Corte.

Los integrantes de la terna son Margarita Cabello, magistrada de la Corte Suprema de Justicia; Leonardo Espinosa Quintero, decano de la Facultad de Derecho de la Universidad Sergio Arboleda; y Clara María González, secretaria jurídica de Casa de Nariño.

Como es de público conocimiento, tal terna fue desechada por la oposición que le hizo a la doctora Cabello sectores de Cambio Radical. En efecto, después de varias sesiones de la Corte Suprema de Justicia, 19 en total, no hubo acuerdo para la elección del Fiscal General de la Nación pues Margarita Cabello Blanco obtuvo 13 de los 16 votos requeridos. Allí se empantanó su aspiración pues Jorge Aníbal Gómez, sacó ocho votos y Marco Antonio Velilla cuatro. Al final se desechó esta terna y se nombró un Fiscal provisional hasta que llegara una nueva propuesta por la presidencia. Después, el 14 de febrero de 2012 Margarita Cabello fue elegida como magistrada de la Sala Civil de la Corte Suprema de Justicia.

La elección de Néstor Humberto Martínez Neira en la Corte Suprema de Justicia

La elección de Néstor Humberto Martínez Neira como Fiscal General de la Nación no fue fácil. Tenía opositores dentro de los 23 magistrados que integran la Corte Suprema de Justicia en la búsqueda del alegre anterior Fiscal Eduardo Montealegre. En las rondas de votación que mejor le fue a Martínez Neira obtuvo 13 y 14 votos con el respaldo de las dos terceras partes de la Corte Suprema de Justicia. Sin embargo necesitaba un solo voto más de los 16 reglamentarios para consolidar su elección.

Allí es donde entra la importancia de Margarita Cabello que hasta ese momento había sido contraria a las aspiraciones de Martínez Neira, dada la vinculación de este último con el partido Cambio Radical que se opuso a su aspiración al mismo cargo de Fiscal.  Para Martínez Neira, conocedor de este hecho, la magistrada Cabello era una talanquera que bien le podía empantanar su aspiración de mala forma su aspiración.

Ahí es donde empiezan las averiguaciones sobre intercesores seguros para que la renuente magistrada cambie de posición y de su voto definitivo a Martínez Neira como Fiscal General de la Nación. El padrino del cambio de opinión de la magistrada Cabello fue David Name Terán, legendario dirigente político afincado en Barranquilla, hermano del difunto senador José y tío del actual senador José David. El ingeniero Name fundó una Logia Masónica en Barranquilla que aceptó entre sus miembros a mujeres. Allí estaban, entre las hermanas masonas, la entonces Magistrada del Tribunal de Barranquilla,  Margarita Cabello y la rectora Silvia Gette, de la Universidad Autónoma del Caribe; entre otras.

Martínez Neira llamó a Name Terán que aceptó una cita en donde el aspirante a Fiscal le contó sus preocupaciones con el voto en contra de la magistrada Cabello pidiéndole sus auspicios para que tal situación se solventara. Name acepta y llama a la magistrada Cabello que en un principio se opuso rotundamente a la idea de darle su voto a Martínez. Al final terminó convencida por su antiguo Gran Maestro y fue así como su voto decisivo logró que Néstor Humberto Martínez fuese elegido Fiscal General de la Nación.

Con la propuesta del presidente Duque de incluir a Margarita Cabello de primera en la terna para que la misma Corte a la que pertenece en calidad de magistrada escoja el Fiscal Ad Hoc de Martínez Neira, muestra como  se siguen entrecruzando sus itinerarios vitales. Odebrecth y sus negociados en Colombia, hasta este momento impunes, esperan doctora Cabello.

¿Te gustó el articulo? Tomate un momento para apoyar la lucha contra la corrupción en Patreon.

1 Comentario

  1. […] Las razones que aduce Martínez Neira para retirarse del cargo no son claras. Según sus amigos, lo hizo para dedicarse a una alianza con uno de los mayores bufetes de abogado de los Estados Unidos. Para otro sector, se debió a discrepancias con los ministros de Justicia Yesid Reyes –con quien integraría la terna para aspirar a Fiscal General de la Nación después- y de Interior Juan Fernando Cristo, en el marco de los debates en el Senado de la reforma al equilibrio de poderes. Otra discrepancia comentada en la prensa capitalina fue con las ministras Cecilia Álvarez Correa y Gina Parody, implicadas después en el otrosí de la vía Ocaña- Gamarra en donde Martínez Neira actuó de abogado de Epsol, uno de los socios locales de Odebrecht en la Ruta del Sol II (caso Pizano). Aunque en algún momento Martínez había soltado la infidencia de aspirar a la Fiscalía General de la Nación despertando polémicas, al retirarse del cargo de Súper Ministro el 4 de junio de 2015 dijo: “No está en mi agenda esa aspiración, no le he mencionado con el señor Presidente de la Republica y sería de mi parte irrespetuoso osar esa circunstancia porque los tiempos no son para eso”. Pura retorica de escenografía pues el Presidente Santos lo ternó para Fiscal, cargo en el que fue elegido después de una serie de maniobras de consecución de votos, hecho descrito en Corrupción al Día, en donde se presentó el papel jugado por la Magistrada Margarita Cabello Blanco en el voto decisivo en la Corte Suprema de Justicia para elegir a Humberto Martínez Neira como Fiscal General de la Nación. (https://corrupcionaldia.com/el-favor-de-la-magistrada-margarita-cabello-aspirante-a-la-terna-de-fisc…). […]

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.